La propiedad privada y la libre circulación de la riqueza

L

Consagración en el Derecho Civil de la propiedad privada

Este concepto es resultado de las ideas postuladas en la Revolución Francesa y recepcionadas por el código Napoleónico y después desarrolladas por el liberalismo político y económico, asentado durante el siglo XIX.


Se consagra un amplio acceso al dominio y se concibe a la propiedad privada exenta de gravámenes, permitiendo una libre circulación de la riqueza, en contraposición al régimen feudal, en el cual sobre un mismo predio existían distintos titulares, unos como dueños o señores y otros que efectivamente tenían la tenencia de la tierra y pagaban un censo o renta a los primeros.

De igual forma, en el Derecho Indiano existían instituciones en virtud de las cuáles se impedía la subdivisión del dominio, especialmente inmueble, como ocurría con los mayorazgos. Las normas del Código Civil concluyen con tal estado de cosas.

Algunas instituciones y normas en que se manifiesta La propiedad privada y la libre circulación de la riqueza.

  • En primer lugar, en el artículo 582, al definir el dominio o propiedad;
  • Artículo 745, en la propiedad fiduciaria, al prohibir los fideicomisos sucesivos;
  • En el artículo 769, en el usufructo, al prohibir los usufructos sucesivos o alternativos;
  • Artículo 1126, en los legados, que en principio, establece la ineficacia de la prohibición de enajenar, impuesta al legatario, a menos que comprometa derechos de terceros;
  • En el artículo 1317, en la partición de bienes, al establecer que siempre podrá pedirse la partición de la comunidad;
  • Artículo 1964, en el arrendamiento, que faculta al arrendador para enajenar el bien arrendado, incluso habiendo estipulado con el arrendatario prohibición de hacerlo;
  • En el artículo 2031, en el censo, que faculta al dueño de la finca gravada con un censo, para enajenarla;
  • Finalmente, en el artículo 2415, en la hipoteca, que deja en claro que el dueño de la finca hipotecada, siempre podrá volver a hipotecar o derechamente enajenarla, aún habiendo obligado a no hacerlo.

Orrego, Juan Andrés. Ordenamiento Jurídico. Año 2011. Información recuperada el 01 de noviembre de 2017 desde sitio WEB.


Acerca del autor

Avatar de Jorge Castro Barros
Jorge Castro Barros
Avatar de Jorge Castro Barros Por Jorge Castro Barros