Orden de no Innovar

O


Concepto de la Orden de no Innovar.

La orden de no innovar es una institu­ción procesal de carácter cautelar que puede ejercer el recurrente en aquellos casos en que un tribunal superior esté conociendo de un recurso de hecho, de que­ja o de apelación en el solo efecto devolutivo, para que tal órgano jurisdiccional ordene detener, de forma provisional, los efectos que una actuación u omisión estén produciendo, mientras se resuelve el asunto que motiva el conflicto jurídico.

Héctor Oberg Yáñez expresa que es una especie de medida precautoria dictada por un órgano jurisdiccional, con ocasión de haberse interpuesto una acción o ciertos recursos, intimando a cualquiera de las partes o al tribunal inferior que se abstenga de alterar, mientras dure el pleito, el estado de las cosas sobre las que versa o versará el litigio, o que se abstenga de cumplir la resolución recurrida.

Reglamentación de la Orden de no Innovar.

La orden de no innovar se reglamenta en el artículo 192 del Código de Procedimiento Civil a propósito del recurso de apelación, sin perjuicio de lo señalado por los artículos 548, inciso final del Código Orgánico de Tribunales y 204 del Código de Procedimiento Civil en relación al recurso de queja y el recurso de hecho.

El Código Procesal Penal no regula expresamente esta institución procesal. Sin embargo, el carácter supletorio del Código de Procedimiento Civil hace plenamente aplicable lo establecido por el citado artículo 192.

Procede a Petición de Parte.

La jurisprudencia y la doctrina concuerdan que la orden de no innovar no procede de oficio por tribunal de alzada, ya que se enmarca dentro del principio dispositivo que rige en materia procesal. Su existencia está condicionada a la petición justificada que realiza el recurrente.

Requisitos de Procedencia de la Orden de no Innovar.

  • Que el recurso de apelación se conceda en el solo efecto devolutivo. Por tanto, no procede si la apelación se concede en ambos efectos.
  • Que la solicitud de orden de no innovar sea presentada por la parte interesada ante el tribunal del alzada que conoce del recurso de apelación, queja o de hecho.
  • Que la solicitud de orden de no innovar sea fundada en antecedentes que la justifiquen.

Oportunidad Procesal para Solicitar la Orden de no Innovar.

La ley no dispone normas respecto a la oportunidad para solicitar la orden de no innovar, por tanto, la doctrina y la jurisprudencia entregan diversas soluciones. A nuestro entender, es posible presentar la solicitud de orden de no innovar incluso antes del ingreso del recurso al tribunal de alzada.

En tal sentido, y haciendo aplicación del artículo 197 del Código de Procedimiento Civil respecto del recurso de apelación, es posible interponer la solicitud de orden de no innovar desde que se notifica la resolución que concede la apelación en el solo efecto devolutivo.

Sin embargo, para fines prácticos, la oportunidad procesal para presentar la solicitud se extiende desde el momento en que el tribunal de alzada recibe electrónicamente los antecedentes mencionados en el artículo 197 y hasta antes de la vista de la causa, es decir, previo a la realización de la relación y los alegatos.

Tramitación de la Orden de no Innovar.

La orden de no innovar se tramita en conformidad al pro­cedimiento establecido el inciso final del artículo 192 del Código de Procedimiento Civil.

Por tanto, presentada la solicitud de orden de no innovar por parte del recurrente ante el tribunal superior jerárquico, ella será distribuida por el Presidente de la Corte mediante un sorteo entre las distintas salas en que se encuentra dividida la Corte. Luego, la sala sorteada debe proceder a conocer y pronunciarse en cuenta respecto de la solicitud.

Si la Corte Suprema actúa como tribunal de segunda instancia, se aplica el artículo 192, inciso segundo del Código de Procedimiento Civil, pero con variaciones respecto del sorteo y distribución de la solicitud entre las distintas salas. Recordemos que la Corte Suprema funciona dividida en salas espe­cializadas según lo determine el pleno de la Corte, conforme a lo ordenado por el artículo 99 del Código Orgánico de Tribunales.

Efectos de la Resolución que Recae Sobre la Orden de no Innovar.

El efecto de la resolución que se pronuncia respecto de la orden de no innovar, generalmente, es la suspensión de la competencia del tribunal de primera instancia. Concretamente, ello significa:

  • Suspensión de los efectos de la resolución recurrida.
  • Paralización del cumplimiento de la resolución recurrida.

Con todo, el inciso segundo del artículo 192 del Código de Procedimiento Civil establece que el tribunal superior jerárquico se encuentra facultado para restringir los efectos de la orden de no innovar, pero sólo en vir­tud de una resolución fundada.

En el caso de que se conceda la orden de no innovar, el recurso de apelación queda radicado en la sala de la Corte que conoció de la solicitud, gozando de preferencia para su vista y fallo.

Acerca del autor

Avatar de Jorge Castro Barros
Jorge Castro Barros

Abogado de profesión y soñador por vocación. Actúo en calidad de autor intelectual de este singular proyecto. Si tu meta es aprobar el examen de grado, te puedo ayudar, sólo sígueme en Facebook.

Avatar de Jorge Castro Barros Por Jorge Castro Barros

Jorge Castro Barros

Avatar de Jorge Castro Barros

Abogado de profesión y soñador por vocación. Actúo en calidad de autor intelectual de este singular proyecto. Si tu meta es aprobar el examen de grado, te puedo ayudar, sólo sígueme en Facebook.